Cultura
Artículos sobre la cultura portuguesa.

La pintura en Portugal: El Siglo de Oro

By 1 de septiembre de 2017 No Comments

Suponemos que por el hecho de ser una academia siempre tendemos a hablar más sobre libros y literatura, pero, ¿y la pintura? ¿Acaso portugal no cuenta con una obra extensa y pintores famosos y reseñables?

Pues sí la tiene, y mucha. Y de eso vamos a hablar hoy, sobre la pintura en Portugal y en especial sobre su Siglo de Oro.

Por diferentes motivos la pintura portuguesa realizada durante la edad media nunca gozo de estudio y reconocimiento, ya que la gran mayoría de obras realizadas en el período gótico desaparecieron, por lo que históricamente podemos fechar los inicios de la pintura portuguesa en el siglo XV, con la llegada a Lisboa en 1428 de Jan Van Eyck, considerado el mejor pintor flamenco de la historia, con una embajada diplomática desde Flandes a pedir la mano de la infanta Isabel hija de Juan I, en nombre de Felipe el Bueno.

La buena situación económica de Portugal en ese período y las ganas de los países del norte de Europa de expandir sus relaciones comerciales y su influencia dieron lugar a una estrecha relación económica entre los dos países que incluyó el arte, que se vio enormemente influenciado por el estilo de pintura flamenco.

En ese momento Flandes era sin ninguna duda la capital mundial del arte, y cualquier pintor que quisiese llegar a ser reconocido, tenía que pasar obligatoriamente por Flandes y sus diferentes escuelas, por lo que artistas como Vasco Fernandes comenzaron a adoptar en sus obras la composición de colores y los paisajes bíblicos propios de este país.

La influencia de la pintura flamenca descubrió a los artistas portugueses nuevas técnicas y formas de composición, popularizó la pintura al óleo, el retrato, y las obras de corte religioso que se hacía en el norte de Europa dando lugar a una gran escuela de jóvenes pintores que se lanzaron a abrazar las nuevas tendencias.

El mayor representante de esta nueva escuela fue Nuno Gonzálves, considerado unos de los mejores pintores de la Europa de su tiempo, y cuya obra engloba pinturas que van del estilo gótico al flamenco.

Jorge Afonso: Anunciação, c. 1510. Museu Nacional de Arte Antiga

El creciente interés por estas nuevas técnicas de pintura, hizo que no tardara mucho en nacer La Escuela de Lisboa dirigida por el pintor real Jorge Afonso, pintor del rey Manuel I. En la que se formaron una gran generación de pintores entre los cuales se encontraban Fernandes Garcio, Gregório Lopes, Cristóvão Ferreira y Jorge leal entre otros. Referentes absolutos del Renacimiento portugués, y que crearon cuadros tan impresionantes cómo El infierno o El martirio de San Sebastián.

El Siglo de Oro de la pintura portuguesa duró desde el 1450 al 1550, cayendo después en un lento declive.

El siglo XVII trajo consigo el nacimiento de los estilos barroco y rococó, que sin embargo no gozaron de la misma popularidad que los del siglo anterior, aunque introdujeron novedades como la pintura profana a veces casi cercana a la herejía y el tenebrismo, con una gran influencia de la escuela contemporánea italiana, que sin embargo no salvo a la pintura portuguesa de ir perdiendo fuelle en el terreno internacional hasta bien entrado el 1800 con la aparición del romanticismo y la búsqueda de un sentimiento nacional.

Portugal es un país lleno de historia, que cuenta con una extensa obra pictórica imposible de enumerar en un artículo y que merece la pena conocer, por lo que como siempre, os animamos a estudiar e investigar para conocer un poco más sobre el arte portugués, en el Museo de Arte Antiguo podéis ver una muestra.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.
Más información sobre las cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies